El Hospital Universitario La Paz-Carlos III ha emitido un comunicado como respuesta a las declaraciones del presidente del Consejo General de Enfermería, Máximo González Jurado en las que denunció que en el tratamiento de los enfermos con Ébola en el centro, los materiales no eran los adecuados, no se impartió la formación necesaria y se puso en riesgo la vida de los profesionales en contacto con la enfermedad.

Desde el Carlos III han explicado que «se activaron los protocolos que incluyen la formación, preparación y entrenamiento adecuado de los profesionales del medio sanitario para hacer frente a posibles casos de contagio y a la llegada de ciudadanos procedentes de la zona de origen de la epidemia con síntomas por virus de Ébola».

Respecto al material disponible para la protección de los profesionales sanitarios frente a la enfermedad, el informe del Consejo General de Enfermería recoge que la indumentaria no era la establecida por la Organización Mundial de la Salud (OMS), y que incluso existen vídeos grabados por los propios enfermeros que lo demuestran. Sin embargo, desde el centro Carlos III sostienen que los Equipos de Protección Individual (EPI) que se utilizan desde agosto, tanto para formación como para asistir a los pacientes, «tienen la certificación técnica adecuada a los protocolos internacionales».

En este sentido, desde el centro hospitalario destacan el uso de las calzas por parte de los profesionales sanitarios. Al respecto explican que «los trabajadores utilizan doble pernera, una bajo el buzo de protección clase 3B (que llega hasta el tobillo) y otra sobre el mismo». Además, afirman que el tejido del que están elaboradas, según su ficha técnica, es «extremadamente fuerte, resistente al desgarro y a la abrasión y proporciona una fuerte barrera frente a partículas y resiste las salpicaduras de químicos líquidos en base acuosa y baja presión».

También sostienen que este tejido presenta protección en resistencia a la penetración por contacto mecánico con sustancias líquidas contaminadas; protección en resistencia a la penetración de aerosoles líquidos contaminados y protección en cuanto a la resistencia a la penetración de partículas sólidas contaminadas.

Fuente: consalud.es